viernes, noviembre 19, 2010

chistecitos estupidos

Una vez una mujer le vio un piojo a un hombre y se lo hace notar. El hombre un tanto avergonzado le responde:


¡Oh, que casualidad!



Luego la mujer le dice:



¡Oh, señor, usted esté llenito de casualidades!


¿Qué es verde y atraviesa las paredes?
El espíritu de un aguacate.

La mujer le dice al marido:
Oye amor, el auto no anda.
¡Qué extraño! ¿Qué pasó?
No sé, creo que le entró agua al radiador.
¿Al radiador? ¿Y cómo sabes tú eso?
Es que me acabo de caer al río.

En el Vaticano el Papa estaba súper aburrido, entonces no encuentra nada mejor que llamar a su chofer para salir a recorrer las calles de roma, pero el chofer conducía tan lento que el Papa más aburrido estaba, entonces decide cambiarle de puesto y se puso el papa a conducir, el hombre iba a 140 km por hora no respetaba semáforo y se subía a la vereda, de repente un policía para la limosina, que sorpresa se llevó a ver al conductor y no atina a nada mas que llamar a su superior explicándole lo que le había pasado el superior le pregunta que quien venia en la limosina y el policía le responde que parece que en la limosina viene Dios, por que viene manejando el Papa.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.